Saltar navegación. Ir directamente al contenido principal

Estás en:

  1. Inicio
  2. Blog
  3. Artículo

El modelo sueco de pensiones funciona: los nuevos pensionistas reciben entre el 75 y el 86 % de su salario previo a jubilación

El sistema de pensiones en Suecia está consiguiendo al mismo tiempo ser suficiente, generando ingresos adecuados para los pensionistas suecos para disfrutar de una jubilación plena, y al mismo tiempo ser permanentemente sostenible, evitando déficits y logrando que los ingresos del sistema de pensiones sean suficientes para afrontar el pago de las prestaciones.

Tiempo de lectura: 4 minutos

Compartir

Imprimir
El modelo sueco de pensiones funciona: los nuevos pensionistas reciben entre el 75 y el 86 % de su salario previo a jubilación

@adamgavlak - www.unsplash.com

4,6 de un máximo de 5 estrellas

  • 5 91%
  • 4 0%
  • 3 0%
  • 2 0%
  • 1 9%

11 votos

311 visualizaciones

La razón está en la misma naturaleza del sistema, un sistema de reparto de aportación definida de cuentas nocionales, complementando con la garantía de una pensión mínima y con un sistema obligatorio de capitalización individual.

Los jubilados suecos que se jubilaron a la edad de 65 años en 2020 tenían una tasa de sustitución de su pensión que se situaba, en promedio, entre el 75% y el 86% de los salarios que obtuvieron en los años previos a la jubilación, según la Agencia de Pensiones de Suecia. Esta tasa de sustitución ha aumentado desde 2014, cuando el promedio era del 72-81%.


La tasa de sustitución (o tasa de reposición) es el porcentaje que representan los ingresos en la jubilación en relación con los ingresos obtenidos en los años inmediatamente anteriores a la jubilación.


La Agencia Sueca de Pensiones es la entidad pública que administra, recauda cotizaciones y paga la pensión pública nacional que consta de varias partes diferentes: La pensión vinculada a ingresos (Inkonstpension), el complemento de pensión vinculada a ingresos, la Premiun pension (pensión de capitalización individual), y pensión mínima garantizada (Garantipension).  

Los anteriores datos se muestran en el informe Tasas de sustitución para nuevos jubilados, de la Agencia Sueca de Pensiones, que es la respuesta al encargo del Gobierno de producir niveles de ingresos dignos para diferentes grupos de ingresos y sus tasas de sustitución.

Según la Agencia Sueca de Pensiones, “La reducción de ingresos que generalmente se produce cuando se pasa de ser un trabajador a ser un pensionista se sitúa, para grandes grupos de personas, entre el 25% y el 14%”.

El informe describe los resultados promedio para las personas que durante el período 2014 a 2020 cumplieron 65 años y posteriormente solicitaron su pensión, es decir, las personas nacidas entre 1949 y 1955. La Agencia Sueca de Pensiones ha apuntado que la cifra es alta también “porque los ingresos del trabajo en los años previos a la jubilación generalmente empeoran en comparación con el resto de la vida laboral de una persona”.

Para los pensionistas de ingresos medios recién jubilados, la pensión general oscilaba entre el 53 y el 59% del salario de los años previos a la jubilación. Para las personas de bajos ingresos, la pensión general ha estado entre el 62 y el 71% del salario final, y para las personas de altos ingresos entre el 38 y el 42%. La pensión general es la suma de la pensión de reparto de cuentas nocionales (Inkonstpension) y la pensión obligatoria de capitalización (PremiePension).

La baja tasa de sustitución de la pensión general para personas con altos ingresos se debe al hecho de que solo se aseguran ingresos hasta el equivalente del tope máximo de 532.500 coronas (SEK) por año (*). En cambio, los mayores ingresos (prestaciones por jubilación) se logran a través de acuerdos de pensión del sistema de empleo, que se estima que cubren a poco más de nueve de cada 10 empleados.

(*) considerando 1 corona=0,096 euros (a 2 de mayo de 2022), pensión general máxima 51.120 euros anuales

Pero, ¿cómo funciona el exitoso sistema sueco y porque está dando tan buenos resultados? Damos respuesta a estas preguntas a continuación.

¿Cómo funciona el sistema sueco de pensiones?

El sistema de pensiones sueco es un sistema mixto, que combina elementos de un sistema de reparto (donde las pensiones se financian con las cotizaciones de los trabajadores y empresarios) y elementos de un sistema de capitalización (donde las contribuciones de cada trabajador se destinan a una cuenta individual para pagar su futura pensión).

Una de las características del sistema sueco es que se basa en un modelo de cuentas nocionales. En este sistema, cada trabajador tiene una cuenta ficticia (virtual) en la que se van anotando las cotizaciones que realiza durante su carrera profesional. Se llama cuenta virtual, porque las cotizaciones a favor de los trabajadores realmente se utilizan para pagar pensiones (como sistema de reparto que es) y no se capitalizan en una cuenta personal del trabajador. Lo que se hace es una anotación de un derecho pensionable para cada trabajador.

Anualmente, se informa a los trabajadores del saldo en su cuenta y, en el momento de jubilarse, su pensión se calcula directamente a partir del saldo acumulado en su cuenta. Este método ofrece un alto grado de transparencia a los trabajadores, que pueden saber en todo momento cuánto percibirían si se jubilan en un momento determinado.

Otra peculiaridad del sistema sueco es que los trabajadores pueden jubilarse en cualquier momento a partir de una edad mínima, que desde enero de 2020 son los 62 años de edad para el caso de la pensión contributiva vinculada a ingresos (Inkonstpension) (**). La pensión anual del trabajador será el resultado de dividir el saldo de su cuenta virtual entre la esperanza de vida que se le estime en el momento de retirarse. La relación entre cuanto cotizan y cuanto cobran de pensión es muy directa, lo que redunda en la transparencia del sistema.

(**) La edad de jubilación de la pensión contributiva se incrementará hasta 63 años en 2023.

Tres niveles de pensión

El sistema sueco obligatorio se basa en tres niveles, uno no contributivo y dos contributivos. Se complementa con un cuarto nivel que es la pensión del sistema de empleo cuasi obligatoria en la que casi todos los trabajadores suecos participan. Estos son los niveles:

  • Garantipension: Es el nivel no contributivo, destinado a trabajadores que no han cotizado lo suficiente o que acceden a una pensión cuya cuantía es inferior a un determinado límite. La Garantipension se financia vía impuestos. Esta pensión no contributiva se puede cobrar a partir de los 65 años (a diferencia de la contributiva qué se puede percibir a la edad mínima de 62 años).

  • Inkonstpension: Se financia mediante cotizaciones de los empleadores y los trabajadores (un 16% del salario pensionable). Consiste en una pensión de reparto basada en un modelo de aportación definida de cuentas nocionales. Las cotizaciones financian las pensiones en pago y al mismo tiempo un importe igual a esas aportaciones es asignado a la cuenta individual virtual del trabajador. Se revalorizan anualmente en función del crecimiento medio de los salarios, aunque con un mecanismo de ajuste automático: se reduce el tipo de revalorización si se estima que los ingresos del sistema serán inferiores a su pasivo (prestaciones), para garantizar la estabilidad del mismo.

  • Premiepension:  En este caso, se trata de un sistema de capitalización individual, que también se financia con contribuciones de empresas y trabajadores (en este caso 2,5% del salario pensionable). Cada trabajador elige, entre diferentes opciones de fondos de pensiones gestionados por entidades privadas, donde se invierten las aportaciones a su favor. En el caso de aquellos trabajadores que no elijan un fondo, sus aportaciones se invertirán en una opción por defecto, que es un fondo mixto de ciclo de vida que invierte en bonos y en acciones nacionales e internacionales. En ese fondo por defecto, según el trabajador se va acercando a su jubilación, se reduce su posición en renta variable incrementando la ponderación en renta fija.

    Sumando las cotizaciones de las dos pensiones contributivas, la Inkonstpension (pensión de reparto de cuentas nocionales) y la Premiepension (de capitalización individual), el tipo total de cotización asciende a un 18,5%, siendo a cargo del trabajador un 7% entre ambas pensiones.

  • Pensión del sistema de empleo cuasi-obligatoria. Se estima que los planes de pensiones del sistema de empleo cubren a más del 90% de los trabajadores suecos. Hay cuatro grandes sistemas de empleo

    • SAF LO SCHEME, sistema para trabajadores “Blue Collar” (trabajadores de fábricas, operarios, obreros, etc.).
    • ITP1 para trabajadores “white collar” (de oficinas). conocido como el “Plan de la gente joven”. Es un plan de aportación definida para los nacidos en 1979 o después.
    • ITP2 (o ITP clásico), también para trabajadores white collar, pero aquellos nacidos antes de 1979. El ITP clásico continuará algunas décadas más en el mercado y será cerrado para nuevos partícipes.
    • Planes de pensiones del sector público: el KAP KL (para empleados de ayuntamientos) y el PA03 (empleados del Gobierno)

      También existen otros instrumentos de pensiones de empleo:
    • Planes de pensiones sectoriales y de asociaciones profesionales (Correos, trabajadores de compañías aseguradoras, arquitectos).
    • Planes de pensiones de empresas
    • Fundaciones de Pensiones: creadas por empleadores para gestionar las pensiones ocupacionales de sus empleados.

Además, los ciudadanos suecos también puedes ahorrar a título individual para complementar su pensión futura, a través de planes de pensiones o seguros de ahorro individuales ofrecidos por bancos y compañías de seguro

Información a los trabajadores: el sobre naranja

Anualmente se envía el llamado “sobre naranja”, en el que se informa a todos los trabajadores sobre el valor actualizado de los derechos acumulados en ambos sistemas contributivos (Inkonstpension y Premiepension), lo que les ayuda a tomar importantes decisiones relacionadas con su jubilación como, por ejemplo, adelantarla o retrasarla, realizar o incrementar el ahorro complementario.

Más Información:

Pensions at a glance 2021 Sweden (OCDE)

Valoración del artículo

4,6 de un máximo de 5 estrellas

  • 5 91%
  • 4 0%
  • 3 0%
  • 2 0%
  • 1 9%

11 votos

311 visualizaciones

Suscripción al boletín

Si te ha gustado este artículo, suscríbete a la Newsletter

Recogemos tus datos de carácter personal (Nombre/E-mail) con la finalidad de suscribirse al servicio de Newsletter, donde serás informado de las novedades o noticias de interés sobre las actividades que realizamos. Dichos datos serán incorporados a un fichero del que es responsable BANCO BILBAO VIZCAYA ARGENTARIA, S.A. (en adelante “BBVA”)

Conservaremos tus datos personales durante el tiempo de vigencia del servicio, o hasta que nos solicites la baja del mismo.

Quiero suscribirme a la newsletter