Saltar navegación. Ir directamente al contenido principal

MI JUBILACIÓN RESPONDE

Estás en:

  1. Inicio
  2. Blog
  3. Artículo

Mi carrera laboral se ha visto truncada en los últimos años: ¿Cómo afecta a mi jubilación?

La ampliación del periodo de cálculo de la pensión pública, hasta 25 años en 2022, te beneficiará, al tener en cuenta los años anteriores de bonanza, así que el impacto se reducirá. Ante la imposibilidad de saber exactamente cómo evolucionará tu vida laboral, lo más sensato es estar preparado con ahorro privado.

Tiempo de lectura: 3 minutos

Compartir

Imprimir
Mi carrera laboral se ha visto truncada en los últimos años: ¿Cómo afecta a mi jubilación?

© Teresa Fernández Iglesias - www.photaki.com

5 de un máximo de 5 estrellas

  • 5 0%
  • 4 0%
  • 3 0%
  • 2 0%
  • 1 0%

0 votos

70 visualizaciones

En los últimos años, con la crisis económica y financiera, el desempleo se ha disparado en España. Es cierto que esta situación afecta sobre todo a los jóvenes, entre los que la tasa de paro llega al 50%, pero también ha pesado en las generaciones más veteranas. Los ERES, o expedientes de regulación de empleo, se han cebado en algunos casos con los trabajadores de mayor edad, para abaratar así el empleo.

En muchos casos, las personas con más de 50 años tienen dificultades añadidas para encontrar un nuevo empleo, ya sea por las condiciones, normalmente menos atractivas, que se ofrecen en la actualidad o por la preferencia del empleador de mano de obra más barata o flexible y capaz de dar respuesta a las necesidades actuales (los idiomas o el manejo de la tecnología). Y, en todo caso, los trabajadores que están más cercanos a la jubilación poco tienen que hacer ante procesos de quiebra en sus empresas, aquellas en las que han estado en ocasiones gran parte de su vida laboral.

Si es tu caso, si tu carrera laboral se ha visto truncada por la crisis unos años antes de tu jubilación, debes sabes cómo afecta a tu pensión de jubilación. Y no todas son malas noticias...

¿Cuáles son las consecuencias?

Las consecuencias pueden ser menos negativas de lo que crees. En primer lugar, porque la reforma de las pensiones recoge una ampliación en el periodo de cálculo de los años anteriores a la jubilación, de forma que el periodo para calcular las pensiones públicas que corresponden a cada trabajador pasará de los 15 años de 2012 a los 25 en 2022, según se acordó en la reforma aprobada en el verano de 2011. La aplicación total de esa norma será progresiva, a razón de un año por cada año que pasa, de forma que en 2019 se tienen en cuenta 22 años para calcular las prestaciones.

El impacto dependerá y algunos cálculos hablan de efectos de bajada o subida del 1% de las pensiones en el caso del Régimen General y algo mayor para los autónomos como consecuencia de su aplicación. En el caso de personas que hayan perdido el empleo en los años previos a la jubilación o, debido a la crisis, hayan tenido que aceptar bajadas de salarios u otro tipo de situaciones que hayan disminuido su base o tipo de cotización, el hecho de tener en cuenta años pasados, más prósperos y de mejores condiciones, podría suponer un beneficio. Algo que compensaría, o al menos parcialmente, los últimos años, de desempleo o menor salario, y menor base de cotización. Pero por el contrario, si la evolución de la vida laboral se normaliza, con salarios más bajos al principio y altos después, supondrá una menor cuantía de la pensión puesto que se tendrán en cuenta periodos de cotización más remotos en el tiempo, y con peores condiciones.

Con todo, el impacto dependerá de la cuantía de la base de cotización y de cómo la interrupción de la vida laboral pesa a la hora de hacer la media. Pongamos que una persona que se jubila en 2022 está los cinco últimos años antes de jubilarse sin empleo, con derecho a prestación contributiva por desempleo los dos primeros. En ese momento contarán los últimos 25 años, así que, aunque haya tenido muy buena base de cotización durante 20 de ellos, y una base similar los dos siguientes (la Seguridad Social mantiene la base de cotización durante los años de prestación contributiva

Sin embargo, la pensión obtenida podría ser mayor que si se aplicara la norma anterior y se tuvieran en cuenta solo 15 años, puesto que se tendrían que equilibrar 10 años de empleo y 2 con prestación con tres de inactividad. El impacto también dependería de si, en esos tres últimos años antes de jubilarse, el trabajador cotiza cero o se adhiere a algunos convenios que le permiten seguir cotizando a la Seguridad Social.

¿Qué hacer?

Los expertos tampoco descartan que este periodo, de 25 años en 2022 para calcular la prestación, aumente y que reformas futuras tengan en cuenta toda la vida laboral para calcular las pensiones públicas. De aceptarse, esa idea mejoraría la situación, con respecto a la norma anterior, para aquellos que en los últimos años pierden su trabajo o empeoran sus condiciones laborales y penalizaría a aquellos que comienzan su carrera laboral con cotizaciones muy bajas, y salarios también muy modestos, y los van mejorando conforme pasan los años. Pero los expertos confirman que sería una forma más justa de calcular las prestaciones.

Ante esta incertidumbre, y ante la imposibilidad de saber exactamente cómo evolucionará tu vida laboral, lo más sensato es estar preparado con ahorro privado. Ahorrar durante los años de vida laboral y acumular una cantidad que te permita  complementar esa pensión pública en el futuro te hará menos vulnerable a potenciales cambios en la normativa, que tendrá efectos beneficiosos para unos pero perjudiciales para otros, dependiendo de las circunstancias.

Valoración del artículo

5 de un máximo de 5 estrellas

  • 5 0%
  • 4 0%
  • 3 0%
  • 2 0%
  • 1 0%

0 votos

70 visualizaciones

Suscripción al boletín

Si te ha gustado este artículo, suscríbete a la Newsletter

Recogemos tus datos de carácter personal (Nombre/E-mail) con la finalidad de suscribirse al servicio de Newsletter, donde serás informado de las novedades o noticias de interés sobre las actividades que realizamos. Dichos datos serán incorporados a un fichero del que es responsable BANCO BILBAO VIZCAYA ARGENTARIA, S.A. (en adelante “BBVA”)

Conservaremos tus datos personales durante el tiempo de vigencia del servicio, o hasta que nos solicites la baja del mismo.

Quiero suscribirme a la newsletter

Deja tu comentario

Utiliza el siguiente formulario para darnos tu opinión. La dirección de correo electrónico es necesaria para poder ponernos en contacto contigo, en ningún momento se publicará en este sitio web.

Recogemos tus datos de carácter personal (Nombre/E-mail) con la finalidad de hacer uso del servicio de Comentarios, dejándonos tu opinión personal. Dichos datos serán incorporados a un fichero del que es responsable BANCO BILBAO VIZCAYA ARGENTARIA, S.A. (en adelante “BBVA”)

Conservaremos tus datos personales durante el tiempo de vigencia del servicio, o hasta que nos solicites la baja del mismo.

Comentarios

Cargando...

milestone 09 de mayo de 2014 | 13:26
En este caso que presentas que en los ultimos años pierden su trabajo, quizas y si cumplo con los suficientes años cotizados me puedo jubilar a los 63 años no considerando los tres ultimos años que no voy a realizar una contribución a la S.S. y quizas no pierda tanto de pensión. Saludos
Instituto BBVA de PENSIONES 09 de mayo de 2014 | 14:30

Buenas tardes,

gracias por tu comentario.

La jubilación anticipada de forma voluntaria se puede alcanzar 2 años antes de la edad legal de jubilación (65 años y dos meses en 2014) si se acreditan al menos 35 años cotizados. La pensión estaría sometida a unos coeficientes reductores.

Más información en este vínculo .

Recibe un cordial saludo